Cordelería Bética, otro éxito de nuestra agencia de publicidad

Valora este post
Valora este post

¡Buenos días! En este nuevo post os vamos a contar cómo nuestra agencia de publicidad cogió la imagen de Cordelería Bética para darle un cambio potente a su imagen de empresa, renovando y actualizando su presencia en el mercado.

Cordelería Bética es una empresa sevillana dedicada desde hace casi sesenta años a (¡sorpresa!) la comercialización de todo tipo de cordeles y cuerdas: algodón, cáñamo, nylon, esparto, nylon, plástico, poliéster, polipropileno, rafia, sisal, tanza y un puñado más de accesorios y derivados. Vamos, con ese nombre, ¿qué esperabais que vendiera? ¿Caramelos?

Fotografía de productos

No es por tirarnos flores. En serio, no lo es. Pero hay que reconocer cuando un trabajo está bien hecho, ya lo haya hecho tu vecino, tu rival, o tú mismo.

En este caso nuestro fotógrafo se lució, presentando unas fotografías claras, nítidas, bien iluminadas y con el foco en el punto adecuado. Unas fotografías capaces de transmitir hasta la textura del hilo del que están hechos los ovillos.

Como fotografía de productos, hay que decirlo: este es un muy buen trabajo.

 

Página web

Aquí podemos ver la página web antigua de Cordelería Bética. Como podéis ver es una página web pequeña, anticuada, lista sólo para monitores de baja resolución y sobre todo creada en Flash (lo cual es un gran NO en esta época de dispositivos móviles y de fallos de seguridad en el plugin de adobe). La página necesitaba un cambio, y un cambio radical.

El primer paso para encontrar la nueva imagen de la web fue dar con la fotografía adecuada, algo que transmitiera todos los valores de la empresa (¿os acordáis del Airbus?) a la vez que generara emoción en el cliente.

Tras una ardua búsqueda en diferentes bancos de imágenes, encontramos esto y el corazón se nos derritió.

Miradle. Mirad al gatito, dudando de si jugar o no con el ovillo de lana. Mirad al minino, pensando en si darle zarpazos o utilizar el cordel, qué se yo, para asegurar una malla de sombreo. ¿No os parece no adorable, sino adorabilísimo?

Tras una brevísima sesión de brainstorming, la decisión fue unánime. Que sí, que nos quedamos con el gato. No físicamente, que no hay tiempo para cuidarlo, sino con la foto.

Una vez elegida la fotografía básica para la nueva imagen corporativa de Cordelería Bética, el resto del cambio fue sobre ruedas: una imagen minimalista, unos colores basados en su tradicional logotipo y un texto legible y fácilmente accesible.

La estructura, como podéis apreciar, es básica. Todo proviene de la filosofía minimalista: ofrecer las distracciones mínimas para que el contenido real, lo que importa, salte a la vista y no haya confusiones.

El catálogo

No hay nada que me guste más, a nivel de diseño, que enfrentarme a un catálogo impreso. No, en serio, no es broma. A la hora de diseñar un catálogo, una tarjeta, un díptico o incluso un libro, tienes unas medidas, unas limitaciones técnicas y ya está. No te tienes que ocupar de diseño responsivo, de dispositivos móviles o de si a Google le gusta o no tu diseño: lo que creas en Illustrator o el programa de tu elección es lo que va a salir. Ni más ni menos.

Para la portada de este catálogo, como no podía ser menos, volvimos a quedarnos con nuestro adorable gatito y su ovillo de material no identificado. Para la tipografía, escogimos la misma que utilizó el diseñador del logo tradicional de Cordelería Bética en conjunción con nuestra querida Montserrat. Para señalar y reseñar los productos, la maravillosa fotografía de productos de nuestro compañero fotógrafo.

Et voilá, aquí tenéis un catálogo recién salido de Illustrator, con un aspecto visual fresco e innovador a la vez que tierno y emocional. Un trabajo basado eminentemente en la fotografía profesional, ya sea hecha por nosotros o por un señor que las pone a la venta en un banco de imágenes.

 

Esperemos que os haya gustado el trabajo que esta agencia de publicidad ha hecho para Cordelería Bética.

David López
David López

Comparte este artículo con tus amigos o familiares